Luz

La luz acariciaba los árboles
los árboles acariciaban la luz
En la plácida tarde de otoño
hojas amarillas y ramas flacas
un pájaro se preguntaba sin más:

-¿Qué te trajo aquí hermosa vibración cósmica, sol dorado?

¿Acaso nos esperabas en el espacio dinámico y nos acercamos a tu calor?

¿O fuiste tú quien vino en busca de calor comprensivo que te dan los seres?

Otras estrellas prefirieron quedarse lejos… ¿Qué nostalgia guardan? ¿qué secretos no quieren compartir?

En cambio tú nos muestras tu rostro, lo suficientemente cerca, lo suficientemente lejos.

Quédate un poco más, no te vayas todavía, la noche fría acecha y no sé si mañana volveré a verte. El invierno se aproxima, y no sé si sentiré tu calor otra vez.-

Así el pájaro pensaba, mientras un viento gélido sacudió sus plumas. El recuerdo de quién era y de qué podía hacer, le llevo a lanzarse en un vuelo casual, montando en una cálida brisa que se resistía a cambiar.

Pájaro Luz. Ulises Moraga.

2 Comments

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s